Ada Colau prepara 150.000€ para la ACM sumados a otros 100.000 para el “observatorio contra la islamofobia”

La ex-activista de barrio, encumbrada desde la nada hacia el estrellato político, ya prepara los presupuestos del 2018 en cuyo borrador, Colau ha añadido de nuevo una partida de 150.000 euros para la Asociación Catalana de Municipios (ACM), entidad independentista en la que ella misma ocupa el cargo de vicepresidenta institucional. La excusa del “derecho a decidir” para el destrozo de España, no es sólo la ruta de su agenda política, también otros muchos grupos apoyan de distintas maneras esta balcanización, bajo el timo del federalismo y otras supercherías democráticas.

“El presidente de la ACM es Miquel Buch, alcalde de Premià de Mar (Barcelona) que ya ha recibido una querella junto con la presidenta de la AMI (Asociación de Municipios por la Independencia) por contribuir a la promoción, organización y celebración del 1 de octubre”. https://somatemps.me/2018/01/07/colau-prepara-150-000-euros-para-una-financiar-el-independentismo-otra-vez/

Este aborto político, sin principios y claramente farisea, goza de las mayores simpatías de la comunidad islámica internacional a la que destina todas sus sonrisas y empeños. Así, después del último atentado yihadista de Barcelona su preocupación máxima orbitó sobre la protección de los derechos de los musulmanes, destinando 100.000€ para la creación de un observatorio contra la islamofobia, dentro de la cartografía podemita para avanzar en la gran sustitución demográfica que va camino de conseguir que nos convirtamos en minoría dentro del país, como ocurre ya en grandes ciudades europeas.

Por eso, la mentada comunidad tiene mucho que agradecerle, y así se lo hace saber por ejemplo, en la web islamista llamada “Restituir la santidad en Al-Andalus” en la que proponen Barcelona como principal destino de musulmanes que quieran emigrar de sus países hacia Europa:

“Medio millón de musulmanes se han acomodado en Cataluña. En Barcelona, específicamente, las medidas municipales promueven la incorporación de la comunidad musulmana en la sociedad barcelonesa. Vestir hijab, orar en la mezquita, contar con menús halal, son parte del día a día en Barcelona. Por eso les recomendamos establecerse en Barcelona. Convenientemente la municipalidad está trabajando para establecer 31.000 viviendas desocupadas para ponerlas en alquiler social. Hermanos, regresen a al-Andalus, nosotros estamos pendientes de todo y les ayudaremos en cualquier duda que tengan”.

Estos mismos señores también tienen una página web “desde donde dan consejos para conseguir el visado y el permiso de trabajo en España. Hablan del “derecho histórico de Nacionalidad” y apuntan que “nuestros hermanos expulsados podrán volver a España, es su derecho histórico”. “La comunidad musulmana está actuando para consentir el acceso a la nacionalidad española a los descendientes de los moriscos”, afirman.
La web también informa de que la misión de este grupo “es mantener viva la identidad Morisca y fortalecer los lazos que nos atan a nuestra querida Al Andalus”. “Ahora que finalmente nos hemos establecido nuevamente en nuestro país, a trabajar a favor de nuestros hermanos, porque ellos también, al igual que nosotros, puedan reclamar su derecho de retorno”, concluyen”. http://telegra.ph/El-proceso-secesionista-de-Catalu%C3%B1a-09-20
Y no nos olvidemos de la campaña #volemacollir, formada por diversos colectivos, que pasearon por las calles barcelonesas con algunas banderas de los degolladores  -verde, blanca y negra con tres estrellas rojas en el centro que dicen que representa a los”rebeldes moderados”, y que no son más que una sucursal del Estado Islámico-, además de haber realizado distintas jornadas contra el gobierno sirio. Ada, por supuesto, estaba en el meollo.
Por cierto, acabada la guerra en Siria, ya no hay excusa para que sigan aquí los refugiados sirios, pero mucho me temo que nadie les invitará a regresar a su país para que puedan trabajar en su reconstrucción y en la de sus propios hogares.

 

Miguel Martín
News Reporter

Anímate y déjanos un comentario: